DHColombia
Portada del sitio > Opinión > Puerto Toledo: botín de guerra

Puerto Toledo: botín de guerra

Redacción dhColombia

Martes 20 de octubre de 2009

Por: dhColombia
Bogotá D.C., octubre 20 2009

El día 17 de octubre 2009, cerca de las 2:30 p.m. fue herida de muerte la Defensora de Derechos Humanos y Presidenta del Comité Cívico por los Derechos Humanos del Meta en hechos ocurridos en el sitio conocido Charco Malario a orillas del río Güejar afluente que comunica a la Inspección de Policía de Puerto Toledo con la cabecera municipal Puerto Rico Meta.

La dirigente y profesional, se desplazaba en una lancha entre Puerto Toledo y Puerto Rico, cuando a la altura de Charco Malario, con un pañuelo blanco hicieron señales en una de las orillas. La embarcación paro y cuando se acercaban, dispararon rafas de arma de fuego impactando dos proyectiles en la humanidad de Islena Rey, quién “recibió dos impactos de bala uno en el brazo izquierdo y otro a la altura del tórax el cual le afecto 15% del pulmón izquierdo”, según el parte médico conocido por dhColombia.
La víctima fue hospitalizada en la clínica de la Universidad Cooperativa, donde ayer fue sometida a intervención quirúrgica.
En la embarcación ocupaban puesto, además, Zacarías Enciso, presidente de la Junta de Acción Comunal de la vereda Santa Lucia, Daniel Piedrahita y Astrid Quintaco integrantes del Comité Cívico por los Derechos Humanos del Meta.
Se indicó que el atentado estaba dirigido contra Miguel Martínez, dirigente de Derechos Humanos, quien ha recibido permanentes amenazas contra su vida, “Miguel  había sido informado por parte del Ejército Nacional que las Farc lo habían declarado objetivo militar”, agregó una fuente consultada por dhColombia

En la zona en donde ocurrieron los hechos se desarrollan gigantescos operativos militares (Brigada Móvil 4) y por consiguiente  una gran confrontación armada entre la insurgencia y la Fuerza Pública. Según datos del Cinep (https://www.nocheyniebla.org/consulta_web.php) en Puerto Rico Meta se han presentado 30 ejecuciones extrajudiciales (Ejército Nacional 14; Ejército y Paramilitares 9; y 7 más a manos de grupos paramilitares) para el periodo 2002 2008.

Islena Rey y los demás integrantes del Comité Cívico por los Derechos Humanos del Meta, se encontraban respondiendo a una invitación de la comunidad de Puerto Toledo (Puerto Rico, Meta), quienes se oponen a que el Ejército Nacional instale una Base Militar en el caserío  y a que realicen obras civiles en la población como lo es la “construcción del alcantarillado”, -al parecer el Ejército Nacional construiría también la Estación de Policía-.

De acuerdo con la versión de los sobrevivientes del atentado, la Comunidad de Puerto Toledo no está de acuerdo con las “obras civiles que realiza el Ejército” ni con la construcción de estaciones de Policía al interior del caserío porque, según la comunidad: los convierte en objetivo militar de la insurgencia.

Estrategia macabra: acciones cívico militares

El Ejército Nacional ha reemplazado a las autoridades civiles en la región. Ahora son los militares los que construyen puestos de salud, vías, alcantarillados y acueductos veredales. No tendría nada de malo si no fuera porque la verdadera intención que subyace no es el desarrollo armónico y sostenido de la población, sino todo lo contrario: es una estrategia de guerra, el objetivo es lograr que la población civil sea vista por la insurgencia como adepta a los militares, para de esta forma lograr que la insurgencia ataque militarmente a las poblaciones.

Ante esta situación, los habitantes de Puerto Toledo, inspección de Policía de Puerto Rico (Meta), han decidido oponerse a que el Ejército construya el alcantarillado y una Base Militar ó Estación de Policía en el centro de la población “ya hemos sufrido los bombardeos y ataques militares, si construyen el puesto de policía en el pueblo nos ponen como escudo”, es la opinión de los pobladores. Los habitantes de este centro poblado han afirmado que si el Ejército no acata sus peticiones ellos se verán obligados a desplazarse. La Oficial responsable de “derechos humanos”, ha afirmado ante la comunidad que reclama, que el Ejército tiene listos los pobladores para habitar las casas abandonadas, ¿estamos hablando de desplazamiento y repoblamiento?, ¿quiénes serían los nuevos habitantes de Puerto Toledo?, ¿paramilitares acaso?

Las trampas de Parques Nacionales

La comunidad campesina agrupada en Asociación campesina para la Agricultura Orgánica y el Comercio Justo en la Cuenca del río Güéjar (Agrogüejar), acordó con el gobierno nacional adelantar, entre otras, dos acciones puntuales: La primera desarrollar un programa de sustitución de cultivos de uso ilícito de forma concertada y armónica. Y dos covayudar en la reubicación de los colonos que se encontraban ubicados en la reserva natural La Macarena mediante la implementación de un programa que permitiera la compra de predios en zonas de explotación agrícola dotados de infraestructura equiparable al valor de las mejoras en los predios ubicados en la reserva natural.

Como era de esperarse, Parques Naturales no cumplió ninguno de los acuerdos, y por el contrario diseñó una estrategia de cooptación de los líderes de las juntas de acción comunal a través de prebendas y contratos corruptos lo cual llevó al fracaso de los programas, y a dejó a los líderes campesinos como corruptos ante sus comunidades. De esta manera Parques Nacionales, prácticamente desestructuró la organización campesina.

****

Comentar este artículo

Telesur Movice Noche y niebla Indymedia Prensa Rural Javier Giraldo San José de Apartadó

Casos DDHH


Contacto

Utilice este formulario para contactarnos o para inscribir su correo electrónico a nuestra lista de suscriptores:


Financiado por:

FOS-Colombia

Fondo para La Sociedad Civil Colombiana por la Paz, los Derechos Humanos y la democracia.

Iniciado por ASDI, administrado por Forum Syd*

*Los análisis y opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente las opiniones de quienes apoyan esta publicación.

|SPIP | Intranet | Chat| Espacio privado |